Tipos de Cannabinoides

Y sus Efectos en Diversas Enfermedades

En la planta Cannabis sativa es posible encontrar más de 70 compuestos denominados cannabinoides, algunos de ellos se encuentran en mayor proporción que otros y por tanto son los que han recibido mayor atención para su estudio, con lo cual se ha podido determinar con evidencia científica contrastable sus propiedades medicinales/terapéuticas/farmacológicas.

Fuente: Moña

Tetrahidrocannabinol (THC)

El tetrahidrocannabinol o Δ9-THC es entre todos los componentes químicos del cannabis, y en particular entre los cannabinoides, el mejor estudiado y es responsable de muchos, si no de la mayoría, de efectos físicos y psicoativos del cannabis. Es el principal cannabinoide involucrado en producir el “high”, “subidón”, “volar”. Es también el más abundante en la mayoría de la variedades de marihuana que se encuentran en el mercado, pero además tiene múltiples efectos medicinales comprobados.

Es un muy buen estimulante del apetito y reduce las nauseas y vómitos, por estos dos motivos es muy utilizado en pacientes con cáncer en tratamiento con quimioterapia. Además posee propiedades analgésicas moderadas que en sinergia con el CBD potencian su efecto contra el dolor, también es antiinflamatorio. Otros efectos incluyen relajación, alteración de los sentidos visuales, auditivos, y olfativos. También el THC, como otros cannabinoides que contienen un grupo fenol poseen una actividad antioxidante leve suficiente para proteger a las neuronas contra el estrés oxidativo, por tanto es neuroprotector, incluso se ha demostrado que estimula la neurogénesis, es decir la creación de nuevas neuronas. En ensayos también se ha probado su utilidad en mitigar espasmos y temblores. Además está comprobado que posee un fuerte efecto broncodiladador.

El THC es un agonista (es decir, un activador) de los receptores cannabinoides CB1, presentes principalmente en el cerebro por lo que sus mayores efectos son sobre las funciones que desarrolla este órgano. Su efecto es marcadamente cerebral/mental aumentando las funciones sensoriales como la visión, el oído, la sensibilidad a los colores, también aumenta la excitación sexual de hombres y mujeres, asimismo modifica la percepción espacio/tiempo. Produce un sentimiento de euforia potente, un bienestar mental y afina la mente favoreciendo la curiosidad y la creatividad.

En general, se tiene la convicción de que la intoxicación aguda de cannabis o su uso crónico produce alteraciones de la memoria episódica a corto plazo y de la memoria de trabajo. Además niveles demasiados elevados de THC pueden provocar los siguientes efectos secundarios: desorientación espacio-temporal, taquicardia, nervosidad, ansiedad, paranoia. Por esta razón, las personas con predisposiciones a la esquizofrenia, a la bipolaridad o a la ansiedad deberían evitar consumir variedades de marihuana con niveles elevados de THC. Estos efectos secundarios son, en general, limitados por la presencia de otros cannabinoides como el CBD o el CBN.

Cannabidiol (CBD)

El Cannabidiol es otro de los cannabinoides importantes presentes en la planta Cannabis sativa, ha ganado importancia en los últimos años debido a que no produce efecto psicoactivo y tiene múltiples beneficios medicinales.

El CBD se encuentra en menor proporción que el THC en la mayoría de las variedades disponibles en el mercado, esto debido a que la mayor parte de los cultivadores siempre buscaron obtener mayor contenido del cannabinoide psicoactivo (THC) dejando de lado las variedades que presentaban una mayor concentración de CBD. Pero, con los descubrimientos sobre su efecto medicinal, durante los último años muchos cultivadores y bancos de semillas comenzaron a rescatar del olvido estas variedades de cannabis, por lo que ahora es posible encontrar cepas que contienen un ratio de THC/CBD de 1:1, es decir, tienen la misma concentración de THC y CBD.

La propiedad más interesante del CBD es que se comporta como un antagonista del THC, reduciendo el efecto psicoactivo de este, ya que no actúa sobre los receptores cannabinoides presentes en el cerebro (CB1). Por lo que variedades con igual porcentaje de ambos cannabinoides no producirán efectos psicoactivos potentes, pero si efectos medicinales importantes.

Entre los efectos medicinales del CBD el más importante a destacar es la capacidad de inducir la muerte de células cancerígenas sin afectar a las células sanas de nuestro cuerpo, como si lo hace la quimioterapia. Actualmente muchos investigadores se encuentran estudiando el CBD como anticancerígeno y se ha descubierto que es muy efectivo en cáncer de mama, colon y algunos tipo de cáncer de cerebro. Además está muy comprobado que reduce las convulsiones en personas afectadas por epilepsia. También ayuda a controlar los desordenes psicóticos, depresión y ansiedad, además de proporcionar efectos neuroprotectores, en especial a los que acaba de sufrir un accidente cerebrovascular. De la misma manera que el THC, tiene efecto antiinflamatorio, analgésico y ayuda a controlar nauseas y vómitos.

Cannabinol (CBN)

El cannabinol, podría ser denominado como el tercer cannabinoide más conocido de la marihuana, es psicoactivo al igual que el THC, y contribuye con aproximadamente el 10% de las propiedades psicoactivas de la planta. Cuando el THC y CBN están presentes en niveles altos, el CBN parece reducir la paranoia y la ansiedad asociada a menudo con el consumo de cannabis. También hace que el usuario se sienta en menos “mal estado” y proporciona un “subidón” más claro, comparado al THC, pero ingerir demasiado puede llevar a sentirse mareado.

En cuanto a sus propiedades medicinales se ha demostrado que el CBN suprime la función inmunológica celular, además de mostrar algún efecto antiemético (reduce nauseas y vómitos) y anticonvulsivo, aunque las dos últimas propiedades son mucho más débiles que las que se encuentran en el THC y CBD. Sin embargo, se están estudiando diferentes derivados del CBN por sus propiedades farmacológicas, siendo el más conocido de ellos la Nabilona. Se ha demostrado que mejora los síntomas de la fibromialgia, el dolor crónico, la enfermedad de Parkinson y la esclerosis múltiple, entre muchos otros. También es eficaz contra las enfermedades inflamatorias del intestino, en particular contra la colitis ulcerosa.

Conseguir mayores niveles de CNB en las plantas como cultivador no es difícil y definitivamente debe ser considerado al momento de plantar. Cuando la materia vegetal se expone al aire o la luz UV durante un largo periodo de tiempo, el THC se transforma en CBN, es decir, es un producto de degradación del THC. Esperar un poco más de tiempo cuando se cosechen las plantas producirá entonces cogollos con un mayor contenido de CBN, cuando los tricomas se han vuelto de un color más ámbar en lugar del habitual blanco/claro. También se sabe que las flores o cogollos que están expuestas a más aire durante el proceso de secado/curado tienen niveles más altos de CBN.

El CBN tiene un gran número de beneficios, al igual que el CBD y el THC. La obtención de cogollos con un mayor contenido de CBN es definitivamente una cuestión a tener en cuenta. El cannabis puede ayudar con muchos tipos diferentes de problemas y estos compuestos son los que lo hacen posible. Saber lo que hacen y cómo afectan a la persona cuando se ingiere es muy importante. El CBN es tan importante como el THC y CBD cuando se trata de cannabis.